lunes, 31 de agosto de 2015

The blue afternoon

Título: The blue afternoon
Autor: William Boyd
Editorial: Penguin Books
Páginas: 324

Sinopsis


Los Ángeles, 1936. Kay Fischer vive en una ciudad norteamericana y se dedica a la arquitectura, tras la muerte de su hijo y la ruptura de su matrimonio. Está en un momento malo de su vida cuando se presenta ante ella Salvador Carriscant, un anciano que dice ser su padre y que reclama la ayuda de la joven para desenmarañar unos hechos que llevan enterrados más de un cuarto de siglo. 

Opinión

Una de las cosas buenas de este blog y su cuenta de Twitter (@AcaboLeer), es que me llega alguna que otra recomendación literaria interesante ¡y cómo me gusta! El libro cuya reseña os traigo hoy es precisamente una de esas recomendaciones.

The blue afternoon es, a mí parecer, uno de esos libros que empiezan de una manera pero que se desarrolla de una forma total diferente a lo que te imaginabas, sobre todo al leer la sinopsis. En un principio, porque así se nos hace creer, pensaba que la protagonista de la historia era Kay, una arquitecta que no pasa por el mejor momento de su vida tanto personal como profesional, no obstante, tras acabar la primera parte de la novela, el lector se da cuenta que el protagonista indiscutible es Salvador Carriscant, que se presenta como el padre de Kay, cuya historia es el argumento central de la novela, la que da sentido a la misma. Lo cierto es que me encanta este tipo de estructura narrativa, en la que la novela se divide en dos líneas argumentales que se desarrollan en diferentes marcos temporales: por un lado el "presente" (que no tiene por qué ser nuestro presente) y el pasado; aunque, como he dicho anteriormente, en este caso la línea argumental desarrollada en el pasado es la más extensa. Y tiene todo el sentido del mundo, porque son los sucesos que acontecen en la vida de Salvador lo que explica que haya ido a conocer a Kay para embarcarla en una aventura -yo diría que sentimental- que desenterrará los acontecimientos del pasado.

Pese a que no ha sido un libro que me ha apasionado, sí que hay varios aspectos que me han gustado especialmente en esta novela. Uno de ellos es, sin duda alguna, el contexto histórico en el que se desarrolla la línea argumental de Salvador Carriscant. Y me ha gustado porque nunca me había topado con una novela desarrollada en dicho contexto, esto es, el de la Guerra filipino-estadounidense de finales del siglo XIX y principios del XX. Pese a que este tiene su importancia en la novela, el autor no abusa del mismo, sino que da los detalles necesarios para que el lector se sitúe, entienda un poco qué es lo que define la vida de Carriscant y los personajes que le rodean. El contexto histórico no es imprescindible, no se puede decir que sea una novela histórica, pero sí que de alguna manera juega su papel en la historia. En este sentido valoro positivamente la capacidad de Boyd a la hora de describir Manila como ciudad, pero también el ambiente que había en ella tras la guerra, así como el clima húmedo y caluroso propio de las islas del Pacífico. Su manera de describir me ha ayudado a transportarme a dichas islas. También me ha gustado especialmente las partes que dedica a la labor de cirujano de Carriscant, su descripción del hospital de san Jerónimo y el estado de la ciencia médica en esos momentos y en un lugar tan remoto como Manila. Se nota que el autor ha llevado una importante labor de documentación para desarrollar su novela.

Junto al contexto histórico, también me ha gustado la figura de Salvador Carriscant. Admito que este tipo de personajes que se presentan, en un principio, como personas mayores que quieren resolver asuntos de su pasado y que a raíz de ello nos adentramos en su historia, me encantan. En cierta manera me recuerda a Diego de La pintora de estrellas, personajes fuertes que de alguna manera despiertan en mí cierta ternura. La historia de Carriscant, al igual que la de Diego, viene definida por el amor, ya que es este lo que motiva a aquel a desenterrar su pasado. Es el amor hacia Delphine, pero de alguna manera es también el amor hacia su hija Kay. Aunque no solo hay amor en la historia de Carriscant, también asesinatos, intrigas, e incluso, un invento aerodinámico. De hecho, de todas estas tramas la que más me ha interesado es la de los asesinatos. Las tres tramas fluyen de manera paralela y su autor las va ligando de tal manera que lo que ocurre en una, influye en las otras. Aunque la del invento es la que me parece que tiene menos sentido, ya que no he llegado a entender la importancia que tiene esta para el autor. En cualquier caso, Boyd consigue jugar con el lector de manera despiadada, pues aunque al final todo parece quedar cerrado: amor, asesinatos, intrigas, etc. Aquel va dejando ciertas semillitas que, al germinarse, el autor empieza a cuestionar si todo está tan cerrado como parece, en especial por la reflexión que hace Kay al final del libro: "I was full of doubts, full of conflicting versions and explanations of this strange and complex story I had been told". El lector, al igual que Kay, se queda lleno de dudas. No puedo decir mucho más sin fastidiar la historia, pero creo que todos los que lean la novela se quedarán con las mismas dudas que yo, sobre todo respecto a los asesinatos. Y no solo con respecto a ellos, sino también con respecto a Carriscant y su manera de proceder.

En definitva The blue afternoon me ha parecido una novela interesante. Pese a que había detalles que me animaban a leer más, no ha sido hasta el final cuando verdaderamente me he enganchado. Aún así creo que es una lectura muy recomendable, sobre todo porque es un contexto histórico diferente al de otras novelas, siempre más obsesionadas con guerras mundiales y demás, y porque los personajes que la conforman están muy bien construidos, con descripciones que ayudan a lector a situarse en escena. Yo he leído la novela en inglés, no me ha resultado en exceso complicada, aunque sí que ha habido determinadas expresiones que se escapaban a mi comprensión. Aún así hay una versión en español, titulada La tarde azul, publicada por Alfaguara. 


4 comentarios:

  1. No conocía la novela pero sí tiene buena pinta, ese contexto histórico que destacas me atrae
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, a mí es lo que más me ha gustado. Un beso!

      Eliminar
  2. No lo conocía, pero no me importaría darle una oportunidad.
    Muchas gracias por compartir tu opinión.
    Bicos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De nada, espero que te guste si lo lees. Un beso

      Eliminar